Buscar
  • Stone Eagle Capital

Sumergiéndonos en un viaje hacia el origen del sistema pensional.


En la entrega anterior vimos de dónde viene el concepto de la responsabilidad de mi retiro, y cómo este está fallando por el cambio de la realidad social. En esta entrega vamos a hablar del origen del sistema actual de pensiones y porqué no funciona.

¿Saben quién se invento el sistema de pensiones que usamos en América Latina?

El partido nacional socialista en Alemania, sí los nazis, Franco llevo el sistema a España y nosotros lo copiamos para crear nuestro sistema general de pensiones. Lo que paso básicamente fue que después de la primera guerra mundial quedaron más personas jubiladas sin descendencia, pues una buena parte murió en la guerra, así que el partido de gobierno determinó que los trabajadores deberían sacar una parte del sueldo para pagarle el sueldo a los jubilados, en ese momento la proporción era de 6 trabajadores por 1 jubilado, entonces los trabajadores debían pagar una sexta parte del sueldo a los jubilados y en esa proporción parecía lógico, solidario y sobre todo sostenible, pues la brecha salarial de los trabajadores era de 3%, los empresarios o industriales no entraban dentro del paquete, pues ellos vivirían de sus riquezas.

El modelo empezó a fallar muy rápidamente, primero con las especializaciones laborales, la brecha salarial fue aumentando al tiempo que la proporción de jubilados y trabajadores fue bajando, y empezaron a aparecer unos nuevos Jubilados que no habían sido tenidos en cuenta en el cálculo original: Las Jubiladas en gran número, pues al terminar la segunda guerra mundial quedaron muchísimas mujeres absolutamente solas, habían perdido a sus hijos, esposos, padres durante la guerra.

¿Como empezó el estado a balancear el déficit en los salarios de los Jubilados? Pues con deuda, y ¿quién paga las deudas del estado? Sí, nosotros, vía impuestos bajando así nuestro poder adquisitivo. Lo más increíble de todo es que el sistema sigue exactamente igual, es completamente absurdo que sigamos apegados a un sistema que falló desde que empezó. Pagando una sexta parte de nuestro salario a los jubilados, que cada día reciben menos pensión y el estado cada día subsidia más y más el déficit, y obviamente vía impuestos y un estado endeudado cada día pagamos más parte de nuestro salario para el salario cada ves más bajo de los jubilados, de hecho, hoy en día solo por el hecho de ser parte del estado, ya nacemos endeudados.

Ahora, cada reforma produce un peor resultado, por ejemplo el hecho de jubilarme con el promedio de los últimos tantos años, eso produce un desbalance aun mayor y han tratado de vendernos ideas falsas, como por ejemplo el hecho de que el empleador aporta una parte de la pensión, esto no es verdad, pues si nosotros decidimos aportar a nuestra pensión el 50% de nuestro sueldo, el empleador no nos va a aportar la cantidad proporcional, él aporta lo mínimo obligatorio que tiene que aportar por el hecho de tenernos empleados, pero eso es parte de nuestro propio sueldo así que nosotros estamos pagando todo. En la última década del milenio, apareció otra reforma: los fondos privados de pensión.

¡Si te gustó este artículo no olvides compartirlo y seguirnos en nuestras redes sociales!

Facebook

Linkedin

Instagram

14 vistas

©2020 por Inversión Inteligente. Creada con Wix.com